GRUPO ANJO, UNIFORMES DE IMAGEN Y MODA CORPORATIVA: LAS COSTURERAS

Foto de la noticia GRUPO ANJO, UNIFORMES DE IMAGEN Y MODA CORPORATIVA:  LAS COSTURERAS  :: Grupo Anjo, Uniformes de Moda, Diseños exclusivos indumentaria laboral

El oficio de costurera viene de muchos años atrás.  Pero nos vamos a centrar en el siglo XIX, donde realmente juegan un papel decisivo en el gremio ya que eran los sastres masculinos los que a nivel profesional tenían el monopolio.  Las mujeres sólo cosían en el ámbito doméstico.

Por aquel entonces todas las mujeres  sabían coser, independientemente de la clase a la que pertenecieran.  Esto junto a que gran parte de la población no podía permitirse pagar un sastre propició que muchas mujeres que sabían el oficio entraran en el mundo laboral haciendo y cosiendo prendas en su propia casa para venderlas posteriormente a un público de clase baja, media-baja a precios asequibles.

Los precios de las máquinas de coser eran desorbitados por lo que muchas no tenían para pagarse una.  Para poder confeccionar las prendas tenían que alquilar las máquinas de coser llegando a ser un hecho de gran relevancia en la época dentro del sector.  Se empezaba a depender de la mujer en la economía familiar.

Las señoritas de clase alta comenzaron a tener sus propios salones de moda donde tenían trabajando a costureras que previamente habían tenido que estar de aprendices para posteriormente convertirse en sombrereras o camiseras.

A las costureras se les empezó a conocer con el nombre de “esclavas de las agujas” debido a las condiciones en las que trabajaban, llegando incluso a hacer jornadas de 20 horas.  Muchas de ellas al llevar una vida laboral tan sedentaria tenían problemas de salud y sufrían problemas circulatorios y afecciones pulmonares entre otras muchas enfermedades.

Durante la segunda mitad de siglo se produce un gran avance en la industria textil, aunque las confecciones seguían siendo manuales, se diversificó la oferta de tejidos y el sector en general se abarató.  Por otra parte, cambiaron los hábitos de consumo y se dio un gran salto en cuanto a la producción y la distribución naciendo la figura del modisto o modista.

Como hemos comentado en anteriores post es un sector en constante avance y cambio, pero aun así, las costureras en pleno s. XXI siguen siendo un pilar fundamental en la moda y la confección.

Queremos dedicar este post a todas aquellas mujeres que hacen posible la moda día tras día y en especial a nuestras costureras.

 

Grupo Anjo

Uniformes de Imagen y Moda corporativa

 

Madrid

VOLVER AL LISTADO